pixel

Dentro de la sección de entrevistas a mamás emprendedoras de mi web hoy tengo el placer de hablar con Yolanda Mateo, maestra de pedagogía terapéutica y, como tal, usuaria de estrategias educativas muy interesantes, como los sistemas de comunicación alternativos, de modo que compartimos pasión.

Yolanda, ¿cómo es el día a día de una maestra de educación especial?

En mi caso se vive con mucha pasión y como un reto diferente. Cada día en un aula
específica, como la mía, es distinto al anterior. Eso sí, nuestros besos y abrazos no faltan
nunca. Es un trabajo, como el de los deportistas de élite, en el que hay que entrenar
mucho cada día para ver el resultado final a largo plazo. Pero también a veces, sin
esperarlo, nuestro niño (mis alumnos son mis niños) da el salto de gigante que
llevabámos practicando mucho sin conseguirlo. Otras veces, en vez de avanzar tenemos
que retroceder un poco, pero siempre para que nuestro impulso sea mayor.

Pero detrás de todo eso yo creo que lo primordial es hacer ver a nuestros niños que ellos
son capaces de conseguirlo todo, que nadie les puede decir que no pueden hacer algo y
que nunca se pueden detener ante un obstáculo. Pero para ello es muy necesario respetar
la individualidad de cada uno y sus ritmos. Nosotros tenemos niños con niveles
curriculares muy diversos en el aula, pero todos trabajamos lo mismo, eso sí, cada uno
en su nivel y ritmo. Los profes (somos dos en el aula) somos como dos camaleones que
vamos cambiando y adaptándonos a cada niño. Eso para mí es maravilloso, ver cómo,
ante tanta diversidad, el compás es el mismo.

En tu nuevo proyecto, has querido hacer un homenaje a estos niños, ¿no? ¿Qué te
ha motivado a ello? ¿Por qué decimos que tienen luz?

Todo comenzó en 2016 junto a El viaje de Tristán, mi otro libro. Mientras estaba en el
hospital, que además me pilló terminando la especialidad de Pedagogía Terapéutica, vi
cómo niños con apenas segundos de vida luchaban y, por muy oscuro que se viera todo,
con una mirada o una sonrisa la oscuridad se disipaba. Allí conocí a Selene, la
protagonista de este cuento, que nació con una enfermedad rara. Era increíble ver cómo,
por mucho que se torciese la cosa o por un diagnóstico malo que diesen los médicos, la
mirabas, ella sonreía y desaparecía todo.

Después comencé mi carrera profesional en un centro específico como mediadora de la
comunicación con alumnado sordociego. Allí hay una diversidad increíble en su
alumnado y yo era feliz rodeada de esos niños, viendo cómo aprendían, cómo
avanzaban, sus besos, abrazos, miradas… Me llenaban de luz el alma. Ellos en su ser
albergan tantas cualidades que es imposible no contagiarse de ellas.

Normalmente siempre ando “inventando” cosas o actividades para hacer en el cole o
algún material para utilizar con mis niños, pero en el que me sentía rara, que necesitaba
hacer algo pero no sabía qué, surgió Los niños de luz. Fue tan fuerte esa inspiración, esa
luz, que lo escribí de un tirón. Pero ¿cómo tener escondido en la oscuridad un libro que
habla sobre la luz de los niños? Así que lo puse en manos de Cristina, de la editorial
Cuatro Hojas, para lanzar un crowdfunding que está ahora abierto, e intentar que
nuestros niños tengan el libro que tanto se merecen, y que el mundo se conciencie de
todo lo bueno que tienen por dar y ofrecer. Ellos hacen que el mundo sea Mundo y las
personas que los rodean sean mejores.

Ojalá consigamos alcanzar el objetivo para poder publicar el libro. Y para ayudarnos y
hacer la campaña más llamativa contamos con tu ebook Aprende a signar con tu hijo,
un libro fantástico que habla de la importancia de implementar un Sistema Alternativo
y/o Aumentativo en todos los niños en edad de aprendizaje de la lengua, y máxime si
hablamos de niños de Educación Especial. Se ha demostrado en numerosos estudios que
el uso de la Lengua de Signos, habla total, bimodal o cualquiera de sus variantes, así
como la comunicación con pictogramas, fomentan la comunicación y el aprendizaje y
uso de la lengua oral.

Si dotas a un niño con un sistema de comunicación y facilitas las interacciones con los
demás, el niño será capaz de entender su utilidad y podrá establecer patrones
comunicativos con su entorno. Pero para que estos sistemas sean eficaces no hay que
restringirlos al ámbito educativo o al terapéutico, sino a todo su entorno social y
familiar. De esta manera podrá realizar interacciones más satisfactorias y
cognitivamente recibirá los estímulos necesarios para crear las conexiones sinápticas y
desarrollar así, dentro de sus posibilidades, un lenguaje oral. En muchas ocasiones esa
comunicación oral irá siempre acompaña de un sistema alternativo, ya sea la lengua de
signos (o cualquiera de sus variantes) o un sistema pictográfico para que los actos
comunicativos sean plenos al 100%.

Participa en el crowdunfunding Los niños de luz aquí

¿Te ha gustado este artículo? Me encantaría que nos dejases un comentario y te invito a compartirlo en tus redes. Si quieres también  puedes suscribirte aquí a la lista de correo, recibirás tres estupendos regalos y te avisaré de todas las novedades. Gracias de corazón.

Dame tu email para recibir tus tres regalos

  •  Mi mini ebook “Empieza a signar con tu hijo”, en el que descubrirás la magia de la comunicación temprana con tu bebé.
  • Master Class sobre Inteligencias Múltiples, que te hará cambiar el punto de vista a la hora de observar a los niños y descubrir todo su potencial.
  • Regalito sorpresa sobre Pedagogía Montessori, ¡déjame enviártelo para descubrirlo cuanto antes!
  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.